Blogia
Hoy es el primer día del resto de tu vida

La alarma

La alarma

Estoy en el trabajo. Llevo aquí desde las ocho y media de la mañana. Como cualquier lunes.

Ha llegado la hora de comer. La mayoría de la gente sale a comer fuera. Yo soy de los que se quedan a comer en la oficina. Me traigo mi termo o mi taper y me dejo de salir a chupar frío o a gastar dinero.

A esa misma hora, las dos de la tarde, ha empezado a sonar una alarma en el edificio. Una de esas que sin ser estridente, te invita a salir por patas. En el "sector" de la oficina donde estoy yo apenas quedábamos cuatro personas. Yo llevo aquí pocos meses. No sé si se hacen simulacros de incendio, si las alarmas saltan cuando hace frío, cómo suena el timbre del ascensor (ese que hay por dentro, para cuando te quedas encerrado). Al saltar la alarma yo acababa de sacar mi termo, mi pan, mis cubiertos y acababa de montar todo mi tinglado para ponerme a comer. Me he quedado mirando (disimuladamente) a los pocos que quedaban. Ni se han movido. Como si esto pasara todos los días.

Disimuladamente, también, me he asomado a la ventana, por si veía a alguien salir del edificio con cara de susto. Nada. Pero todo el rato pensando cuál era la manera más rápida de coger el bolso y la chaqueta para salir corriendo. Igual tenía que sacrificar el termo y dejarlo aquí, con la comida calentita dentro, pero una emergencia es una emergencia...

Al ratito he oído a la secretaria (que siempre es la que se entera de todo más rápido que nadie, pero yo no le pongo adjetivos) por el pasillo. Por lo que decía había comprobado que no pasaba nada y se disponía a seguir con su trabajo. Yo ya tenía menos susto, pero no dejaba de pensar en cuántos huesos me podía romper si saltaba por la ventana (es un primer piso, pero el bajo es una galería con tiendas, un bar, alguna que otra oficina... Es como si fuera un segundo alto) ¿Y cayendo encima de un coche de los que hay aparcados abajo? ¿Por qué mi ventana no da a un jardín? ¿Por qué en Bilbao no hay jardines a los que se pueda saltar en estos casos?

Con la alarma de fondo he terminado de comer, he leído unos pocos blogs, he mirado el correo.... Y ha dado la hora de que vuelva todo el mundo de comer. Todos hacen bromas acerca de cómo evacuaríamos (el edificio, entendamos bien), qué pasaría, si habría vacaciones el resto de la semana....

Son las tres y diez. La alarma sigue. Sólo se me ocurre decirle una cosa: Si realmente no pasa nada.... ¿Por qué no te callas?

(foto: http://www.dif.gob.mx/proteccioncivil/media/ALARMA.jpg)

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

1 comentario

SiertxO -

En las 3 empresas que he estado, en las 2 han saltado las alarmas y en ninguna nadie se ha movido.


El dia que pase algo, todo muertos... xDDD
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres